LAS MEJORES BODEGAS PARA HACER EL VERMUT EN BARCELONA

¿Son las 12:00 y tienes hambre, pero aún es pronto para comer? Si es así, no te pierdas la selección que hemos preparado de los mejores bares para hacer el vermut en Barcelona.

El «vermuteo» es el bello arte de ir abriendo boca antes de comer picoteando unos mejillones en conserva, patatas chips y aceitunas rellenas de anchoa. Y todo ello acompañado de un vaso de vermut fresquito al que puedes añadir un toque de sifón si lo prefieres más suave 🙂

El vermut es un vino macerado en especias y diferentes plantas con un sabor intenso y dulzón originario de Italia. Para que os hagáis una idea, ¿Conocéis el famoso Martini? Pues es vermut.

Ir de vermú es todo una tradición en Cataluña que se transmite de padres a hijos y hacer el vermut en Barcelona el domingo es una obligación. De hecho, nos han contado algunos amigos que, incluso sus hijos en el cole «hacen el vermú» con zumos de frutas y refrescos cuando celebran fechas especiales! Imaginaos el nivel de afición que tienen desde pequeños… 🙂

Por cierto, si os suena rara la expresión «hacer el vermut», no os preocupéis, a nosotros también nos lo parecía cuando llegamos a Cataluña… 🙂 Se trata de una traducción literal del catalán «fer el vermut».  De hecho, en Cataluña no se toma café, cerveza o vermú, si no que «fan un café», «fan una birra» o «fan un vermut». De ahí que cuando traducen al castellano utilicen la expresión «hacer unas birras» para lo que uno de Burgos diría «tomar unas cervezas» o un andaluz diría «echas unas cañas».

Por supuesto, como buenos «cierrabares» que somos, hemos adoptado esta tradición como nuestra desde que llegamos a Barcelona porque nos encanta el vermú y porque el «vermuteo» es similar al «tapeo andaluz», tradición que llevamos en la sangre. Así que durante los años que llevamos aquí, nos hemos dedicado a recorrer tabernas de la ciudad para encontrar las mejores bodegas donde hacer el vermut en Barcelona.

Fruto de esta ardua tarea de análisis que ha supuesto una ingesta de grandes cantidades de mejillones en escabeche y litros de vermú, os mostramos las 8 mejores tabernas para hacer el vermut en Barcelona que no te puedes perder si quieres ir de vermuteo por la ciudad.

1. CASA LETO

Casa Leto es una de esas bodegas que no encontrarás en las guías turísticas de Barcelona. Está situada en el barrio de Horta, en Carrer de Cartellà, muy cerca de la conocida Plaza Eivissa. Se trata de un local muy pequeño, donde apenas caben 12 o 14 personas, regentado por una pareja joven y muy divertida. Debido a su pequeño tamaño la puerta suele estar llena de gente extendiendo el bar hasta la acera y más allá… 🙂

En este lugar, a parte de un delicioso vermú por 1,5€ el vaso, sirven distintos pinchos caseros alrededor de 1 o 2 euros: Tortilla de patatas, bombas o ensaladilla rusa son algunas de sus especialidades… Y como buena vermutería también sirven conservas, obviamente.

A nivel gastronómico, aunque la comida no presenta una calidad excepcional, tampoco está nada mal por el precio que tiene.  A nosotros no nos defrauda para nada y siempre que vamos salimos de allí con muy buen sabor de boca.

Así que si estás por la zona, no dudes en hacer una visita a Casa Leto! Es uno de nuestros bares preferidos para hacer el vermut en Barcelona, tanto por el ambiente súper animado que hay, como por la buena atención y los precios tan ajustados que presentan. Además está bien situado para disfrutar después de una comida en alguno de los bares y restaurantes del barrio de Horta.

2. BODEGA CAROL

Bodega Carol es una taberna situada en Carrer d’Aragó 558, en el barrio del Clot. Es uno de esos lugares con solera que te conquista nada más entrar con una decoración basada en cientos de llaveros colgados del techo y paredes.

Su especialidad gastronómica son los derivados del cerdo: Torreznos, panceta salada, carne mechada, lacón y una gran variedad de quesos y embutidos que harán las delicias de cualquiera que se decida a entrar a este pequeño negocio.

El «queso pestoso», la cecina de León y las patatas «aliñadas» son otras de sus especialidades. Se nos hace la boca agua sólo de pensarlo… 🙂

El bar está regentado por unos chicos muy agradables y rápidos, que sirven la barra al mismo tiempo que están pendientes de las mesas y la cocina. La verdad es que son unos auténticos máquinas!

Y por supuesto, sirven un vermú extraordinario a un precio genial. El vasito de vermú ronda 1,5€ y los platos de comida alrededor de 4 o 5€. Unos precios ajustadísimos para la calidad que ofrecen. Sin duda un excelente rincón para hacer el vermut en Barcelona si andas por el barrio del Clot.

3. BAR ELECTRICITAT

Bar Bodega L’ Electricitat se encuentra situado en el turístico barrio de La Barceloneta, en la Plaza del Poeta Boscà. Se trata de un bar-bodega donde puedes comprar vinos y vermú, al mismo tiempo que te tomas unas ricas tapas.

Las barricas llenas de vinos de distintas variedades cuelgan sobre las paredes del bar dando un toque realmente auténtico! Cada barrica tiene etiquetado el vino que contiene y el precio de venta a granel, que no suele superar los 2€ el litro. Si te lo tomas en el local lógicamente sale bastante más caro.

Este local goza de bastante fama porque se encuentra situado en uno de los principales focos turísticos de Barcelona, por lo que quizás sea el más caro de esta lista. El vaso de vermú sale a casi 2€ y las tapas, que son bastante pequeñitas, rondan los 4 o 5€.

Consejo de calidad: Si vais varios sale a cuenta pedir una botella de vermú que cuesta unos 12€ y de la que se pueden sacar unos 7 u 8 vasos.

Además no olvidéis pedir la tapa de ensaladilla de cangrejo que está realmente deliciosa, para nosotros la mejor ensaladilla de cangrejo de Barcelona y la mejor tapa de esta bodega!

4. BODEGA ECHA PAYÁ

La Bodega Echa Payá es otra bodega de barrio poco conocida pero que es genial para hacer el vermut en Barcelona . Se encuentra situada en el barrio de Vilapicina, junto a la estación de metro de Virrei Amat y es un lugar perfecto para pasar una mañana de vermuteo!

Se trata de un local pequeño pero con una decoración muy auténtica, las paredes están llenas de fotografías del dueño con amigos e incluso con personalidades que han pasado por la bodega en algún momento. Hasta tiene una foto con Pedro Sánchez! El actual Presidente del Gobierno.

En el exterior tiene una terraza compuesta por 4 o 5 mesas en una plaza muy tranquila y peatonal. Excelente lugar para que los niños puedan jugar mientras disfrutas de un buen vermú bajo el solecito primaveral.

El dueño es un crack y ofrece productos de calidad a precios muy contenidos. Embutidos y conservas de pescado son su especialidad. Los platos suelen salir alrededor de 5€ y las latas de conserva entre 3 y 4€.

A nosotros nos encanta el queso añejo y la cecina de León, que sirven cortada muy finita con pan y aceite! Un auténtico manjar de dioses 🙂

El vaso de vermú sale a 1,50€ y también existe la opción de pedir la botella entera, que ronda los 8€. Una bodega de barrio que hace las delicias del vecindario y siempre concurrida en hora punta… Lo que es sinónimo de calidad!

5. COLLONUT

Collonut -«Cojonudo» en castellano- es un bar situado en pleno corazón de Sant Andreu, en la calle Gran de Sant Andreu 180 y que hace honor a su nombre 🙂

Se trata de un local moderno decorado con madera y barriles que sirven de mesas. Seguramente es el local más moderno de esta lista, lo que no significa que no sepan hacer las cosas bien. De hecho, es el que ofrece una carta más elaborada y una presentación más cuidada. Razón que le coloca en nuestra lista de mejores bares para hacer el vermut en Barcelona.

Entre todas sus tapas, que son excelentes, destacamos el montadito de sardina ahumada. Un lomo de sardina sobre pan de coca con tomate y un toque de mermelada cubierta por escamas de sal Maldom. Sin duda una delicia que constituye por sí sola un argumento para volver.

La tortilla de patatas, las bombas o las bravas también estás realmente buenas. La verdad es que nos encantan todas las tapas de este bar, por eso se ha ganado a pulso que lo metamos en la lista de las mejores vermuterías de Barcelona!

Eso sí, al ser platos más elaborados, los precios son un poco más elevados de lo habitual. La sardina sale por 2,5€ y el vermú anda sobre los 2€, por lo que la cuenta de momento se te pone en 20€ por persona como te emociones un poco pidiendo, algo que es difícil evitar… 🙂

6. VERMUTERÍA DEL TANO

La Vermutería del Tano se encuentra en pleno centro del Barrio de Gracia, en la calle Joan Blanques y conserva todo el ambiente de las tradicionales bodegas de Barcelona de toda la vida.

Es un local pequeño pero bien aprovechado perfecto para tomar unas latas de mejillones, berberechos o almejas en conserva, acompañadas de un excelente vermú. Realmente es un sitio sin pretensiones ni complejidad gastronómica pero con una atención rápida y muy buen ambiente. De hecho suele estar lleno y es bastante frecuentado por jubilados. Una generación que nunca se equivoca si hablamos de hacer el vermut en Barcelona ! 🙂 

Se gana la tercera posición por la calidad de su vermú y por mantener su autenticidad a lo largo de tantos años en un barrio como el de Gracia, en el que la mayoría de los locales han sucumbido a las modas de la cocina gourmet.

La verdad es que la vermutería del Tano es uno de esos lugares difíciles de encontrar hoy día en la Ciudad Condal y que, por ello, merece la pena visitar.

7. MORRO FI

Morro Fi abrió su primera vermutería en 2010 con poquísimos metros cuadrados muy cerca de Plaza de la Universidad. Sin embargo, hoy día ya cuentan con 3 locales repartidos por toda Barcelona desde l’Eixample, Bonanova hasta Les Cortes.

Tan bien les funciona el negocio que incluso disponen de su propia tienda en el Centro Comercial L’Illa Diagonal. Aquí comercializan sus productos de gran calidad bajo la marca «Vermút Morro Fi» o «Chips Morro Fi». Cuentan con un diseño y un packaging muy cuidado para «fer el vermut» en casa cuando tú quieras. Los precios depende de la botella, si es de plástico cuesta 9€ y si es de cristal 12€.

Esta vermutería tiene sello propio y se ha convertido con los años en todo un clásico en Barcelona. Como su propio nombre indica, si eres de los que tienen «el morro fino» es un lugar excelente para disfrutar de un buen aperitivo.

Al ser un negocio relativamente reciente, los locales tienen un toque decorativo moderno, diferenciándose del resto de vermuterías que cuentan con años de solera y un aire más antiguo.

En cuanto a precios, es sin duda el más caro de toda la lista, pero merece la pena degustar su exquisito vermú artesanal por 3.50€, acompañado de una tapa de ensaladilla rusa o de queso de oveja por unos 5€.

8. BODEGA MASSANA

Nuestra bodega favorita es La Bodega Massana. Situada frente a Casa Leto, en el Barrio de Horta, es una bodega emplazada en los bajos de una casa antigua que es poco conocida por el público general, y menos aún por el turismo de masas, afortunadamente.

Con una decoración básica pero efectiva, la Bodega Massana, mantiene la esencia y la solera de décadas de historia. A día de hoy, compagina la venta directa de vino a granel con el negocio de la restauración y es atendida por unos chicos rápidos y muy atentos.

Además de las típicas conservas de mariscos, la Bodega Massana es famosa por sus «patatas Massana» unas chips gorditas que hacen ellos mismos al momento y que están de lujo!

También están especializados en embutidos, quesos y bocadillos de primera calidad. Si pasáis por aquí os recomendamos probar los bocatas de pan de coca, un pan fino y crujiente repleto de sabores mediterráneos que dan como resultado unos bocados deliciosos.

El local suele estar siempre lleno, por lo que os recomendamos ir pronto si queréis pillar sitio en mesa. Además, el bar tiene un patio interior que sirve de terraza, donde se está muy fresquito con una caña o un vermú en la mano! Si encuentras sitio ahí, vuela a cogerlo! 🙂

Y por si fuera poco, los precios son geniales! El vermú cuesta 1,50€, las conservas de mariscos y los bocadillos están alrededor de 4€. Si no los platos de embutido raras veces superan los 6€, por lo que puedes salir tremendamente satisfecho por unos 15€ por persona!

¿Quién da más?

Por cierto, les va tan bien que sólo abren hasta mediodía. El viernes es el único día de la semana que abren un rato por la tarde-noche. Tenlo en cuenta para planificar tu visita!

Con Bodega Massana acabamos nuestro ranking para hacer el vermut en Barcelona. Pero si te has quedado con hambre no te preocupes porque aquí te dejamos nuestro post POR BARCELONA DE BARES.

Además, para aquellos que disfrutan con sabores más exóticos os invitamos a que leáis nuestra recomendación sobre los mejores restaurantes de sushi barato en Barcelona.

Tras saciar el hambre seguro que querréis descubrir esta preciosa ciudad. Así que os dejamos algunas actividades para que disfrutéis al máximo de vuestro viaje por Barcelona.

Además si reserváis desde estos enlaces estaréis colaborando en el mantenimiento de nuestra web sin que os cueste nada. Agradecemos todo vuestro apoyo 🙂

También te puede interesar: